(Video del Ven. Gueshe Tenzing Tamding felicitando el Año Nuevo Tibetano en www.facebook.com/geshetenzingtamding)

Queridos discípulos, discípulas y amigos del Darma,

El día 5 de febrero de este año 2019 comienzan las celebraciones del Año Nuevo Tibetano 2146, año del Cerdo de Tierra que proseguirán hasta el 19 de febrero en que se celebra el “Día de los milagros de Buda“.

Como muchos de vosotros ya sabéis, durante las dos semanas que siguen al comienzo del año nuevo tibetano, todos los actos tanto positivos como negativos potencian su poder con lo que aumenta el karma que se acumule, bien sea de un tipo o de otro.

Durante estos 15 días los tibetanos se dedican más profundamente a todo tipo de prácticas espirituales al tiempo que festejan el Losar celebrando reuniones de carácter festivo entre familiares y amigos, es tiempo de reencuentros y prácticas. Unas fechas muy especiales para implicarnos con más entusiasmo en todo tipo de actos positivos de cuerpo, palabra y mente, haciendo todo lo que esté en nuestras manos para beneficiar tanto a los seres humanos como a los animales, prosiguiendo con nuestro objetivo de que llegue un día en que realmente podamos ayudar a todos los seres.

Es muy recomendable envolvernos en prácticas de purificación, postraciones, ofrecimientos de mandala, ofrecimientos de velas, recitación de mantras, sadanas o retiros, durante los cuales es mejor abstenerse de alimentarse con productos animales o que conlleven el sufrimiento de otros seres, como carnes, pescados, mariscos…

Es además muy beneficioso tomar los ocho preceptos mahayana en estas fechas, además de los días que coinciden con las lunas llenas y nuevas de cada mes del calendario tibetano, y muy especialmente durante los eclipses solares y lunares.

También podemos implicarnos en cualquier tipo de colaboración social, como por ejemplo, ayudar a personas enfermas, mayores, necesitadas, etc..., para irnos familiarizando con el desarrollo de la generosidad de prestar ayuda.

Del mismo modo, resulta muy auspicioso ayudar, proteger y liberar animales que estén en riesgo de muerte o en situaciones de sufrimiento. Estas prácticas conllevan como resultado, por un lado, la familiarización de las actitudes positivas y, por otro, la eliminación de obstáculos que pueden acortar la longitud de nuestras vidas.

El mérito que acumulamos al efectuar prácticas virtuosas con una buena motivación y una adecuada dedicación al finalizarlas puede ser dedicado a otros seres, ya sea para su curación, alivio de sufrimiento, larga vida o la eliminación de obstáculos de todo tipo.

Os deseamos un feliz Losar y un auspicioso nuevo año 2146 lleno de realizaciones.

Ven. Lama Gueshe Tenzing Tamding

Menú de cierre

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
×
×

Carrito